Nueva Zelanda: Hombre transidentificado enviado a una cárcel de mujeres tras apuñalar a varias personas

Un hombre transidentificado de Nueva Zelanda ha sido condenado a 9 años de prisión por una serie de apuñalamientos en un restaurante indio a principios de este año que dejó a tres personas, incluida su ex novia, gravemente heridas.

Matthew Richard Nelson, un hombre que se autoidentifica como una mujer llamada Pandora Electra, compareció hoy para su sentencia en el Tribunal de Distrito de Hamilton. Se había declarado culpable de tres cargos de lesiones con la intención de causar daños corporales graves, así como cargos de incumplimiento de una orden de protección, daño intencional y resistencia a la policía.

Nelson, de 31 años, había sido acusado de apuñalar a tres víctimas en el restaurante Sahara India en Cambridge el 4 de mayo de este año. Una de las víctimas, una mujer, era la ex pareja de Nelson. Un informe policial del incidente presentado a la corte durante una audiencia a principios de este año decía que Nelson había actuado de una “manera rápida y agresiva”.

Según la policía, Nelson había entrado por la puerta trasera del restaurante y apuñalado a un miembro del personal que estaba trabajando en la cocina en el hombro.

Restaurante Sahara India. CRÉDITO DE LA FOTO: Restaurant Guru/Sahara India.

Nelson atacó seguidamente a otro miembro del personal, esta vez una mujer, que se descubriría más tarde que era la ex novia de Nelson. Le rajó la cara y la apuñaló en la parte superior de la espalda, causándole una perforación pulmonar. A pesar de sus horribles heridas, la mujer logró salir corriendo del establecimiento y huir en busca de ayuda a una gasolinera cercana.

Un cliente que intentó intervenir también fue atacado y perdió más de un litro de sangre tras ser apuñalado en el abdomen.

Nelson usó una silla para romper las ventanas delanteras del restaurante y poder huir.

Ya bajo custodia policial, Nelson supuestamente le comentó al médico forense que le tomaba muestras: “me parece un poco excesivo solo por apuñalar a tres personas”.

Hoy, Nelson fue sentenciado a 9 años y tres meses de prisión, y debe cumplir al menos el 60% de la sentencia antes de poder solicitar la libertad condicional. Según Stuff.nz, el juez respetó la identidad de Nelson como “Pandora Electra”, un nuevo nombre que ha añadido, ya que anteriormente se identificaba como “Emma”.

Nunca se determinó claramente el motivo de los ataques de Nelson, y el tribunal selló durante el juicio asuntos relacionados con su situación que pudieron haber aclarado las razones del ataque.

Nelson se encuentra actualmente en la prisión de mujeres de Auckland. Un informe previo a la sentencia que fue presentado al tribunal había dictaminado que Nelson tenía un alto riesgo de causar daños violento a otros.

En diciembre de 2021, el Parlamento de Nueva Zelanda aprobó por unanimidad un proyecto de ley que permite la autoidentificación total de género en los documentos legales. El Proyecto de Ley de Registro de Nacimientos, Defunciones, Matrimonios y Relaciones eliminó la necesidad de requisitos médicos o judiciales para solicitar un cambio legal de género.

La adjudicación de prisión se basa en gran medida en el sexo legal, y las ubicaciones iniciales siempre coinciden con el sexo en el certificado de nacimiento del delincuente. Si una persona no tiene un cambio legal de género, pero se autodeclara una identidad transgénero, aún puede ser candidato para una transferencia. La única restricción conocida es que los delincuentes condenados por delitos sexuales “graves” no pueden ser transferidos a una prisión que albergue a reclusos del sexo escogido por el delincuente.

El sitio web del DOC (Departamento de Prisiones) de Nueva Zelanda aconseja a los funcionarios de prisiones que “consideren el apoyo que la persona trans necesita y desea mientras está en prisión”. El personal penitenciario debe discutir un plan de apoyo con los reclusos que se identifican como trans dentro de los tres días posteriores a su llegada. A los hombres que se atribuyen una identidad femenina se les pueden proporcionar prótesis de pechos, sostenes y ropa interior femenina, y pueden optar por solicitar que los registros y cacheos los hagan funcionarias de prisiones de sexo femenino.

En abril de este año, un ciudadana preocupada solicitó información sobre el número de presos transidentificados que se encuentran actualmente en cárceles de mujeres. Dianne Landy presentó una solicitud pidiendo las cifras, así como la cantidad de personas que tienen una calificación de seguridad de riesgo medio a alto.

El DOC respondió de manera evasiva, sin proporcionar la información y postpuso su respuesta indefinidamente.


Reduxx es una nueva plataforma en pro de los derechos de la mujer y de los menores de edad con noticias y artículos. Somos 100% independientes! Colabora con nuestro proyecto uniéndote a nuestro Patreon.

Anna Slatz
Anna Slatz
Anna is the Co-Founder and Editor-in-Chief at Reduxx, with a journalistic focus on covering crime, child predators, and women's rights. She lives in Canada, enjoys Opera, and kvetches in her spare time.
READ MORE