MÉXICO: Transactivistas toman un baño de mujeres en la universidad y amenazan con violaciones

Las estudiantes de una de las mejores universidades de América Latina dicen que los transactivistas tomaron un baño de mujeres en el campus, y debido a sus amenazas, algunas lesbianas y mujeres críticas de género ahora temen por sus vidas.

El 24 de agosto, activistas trans increparon a estudiantes feministas de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) cuando pintaban un símbolo del orgullo lésbico en una pared cerca de la Biblioteca Samuel Ramos. En declaraciones a Reduxx, una testigo que prefiere permanecer en el anonimato dijo que los activistas comenzaron a insultar a las mujeres que estaban pintando el labrys lésbico.

“Las llamaron TERF, fascistas coloniales y transodiantes”, dice la fuente, y añade que poco después otros activistas de los grupos queer del campus se unieron para acosar a las estudiantes. Las mujeres trataron desesperadamente de apaciguar a la multitud hablando con aquellos que estaban indignados.

“Las mujeres intentaron entablar un diálogo, pero se encontraron con que los activistas trans querían que pintaran un símbolo de lesbianismo con el que estuvieran de acuerdo”.

Poco después, como resultado de la pintada del símbolo lésbico, los estudiantes trans declararon que “no se sentían seguros” en el campus y acudieron a los administradores para exigir un baño de género neutro en ese área.

Si bien los administradores acordaron crear uno, los estudiantes no esperaron a que fuera designado. Menos de 24 horas después, los activistas habían tomado el baño de mujeres más grande del segundo piso de la Facultad de Filosofía.

Como parte de la toma simbólica, los activistas vandalizaron las paredes de fuera del baño con grafitis antifeministas y pro comercio sexual.

“Menos abolos, más putería” y “menos TERF, más bellakeo” fueron algunos de los mensajes pintados en las paredes exteriores del baño. El letrero de baño de “damas” también se borró y se reemplazó con baño “neutro”.

La fuente dentro de la universidad dice que el baño que fue incautado era antes considerado uno de los más seguros para las mujeres en el campus. Las agresiones sexuales en la UNAM son tan comunes que la Universidad recientemente tuvo que instalar botones de emergencia dentro de los cubículos de los baños de mujeres.

Como resultado de la falta de alternativas seguras, así como de la resistencia a ceder a las demandas de los activistas trans, las estudiantes han seguido usando el baño, pero ahora denuncian largas colas y prolongadas esperas, ya que los estudiantes varones también han comenzado a usar la instalación “neutra” debido a su tamaño y conveniencia.

En respuesta a la toma del baño, algunas estudiantes feministas en el campus intentaron marcarlo con su propio graffiti.

Las fotos del interior del baño tomadas la semana pasada muestran que se habían escrito algunas consignas feministas en los espejos y las paredes. Una dice: “Si quieren un baño mixto, quítenselo a los hombres. No violenten los espacios de mujeres”, y otro pide a los activistas que prioricen a las mujeres.

Pero otras fotos tomadas en el interior muestran que ahora han aparecido amenazas violentas dirigidas a las mujeres. Una pintada, escrita amenazadoramente cerca de un botón de emergencia, dice: “violación y muerte a las TERFs”.

Según se informa, las estudiantes feministas denunciaron a la Universidad el graffiti amenazador y documentaron su ubicación para que los administradores lo limpiaran, pero la Universidad dijo que “no había podido encontrar” los mensajes violentos a pesar de haber sido bien señalados por las mujeres.

La fuente dentro de la UNAM informó a Reduxx que la administración ha ordenado la eliminación de los grafitis feministas, pero permite que los realizados por activistas trans continúen en las paredes, incluidos aquellos que amenazan de muerte y violación.

En una declaración emitida el 26 de agosto, la Universidad parece expresar su apoyo a los activistas trans que se habían apoderado del baño femenino, mientras que condena al mismo tiempo a quienes expresaban “discriminación” hacia ellos.

“El consejo técnico … acordó condenar categóricamente cualquier expresión de odio, violencia o discriminación hacia las diversidades sexo-genéricas”, se puede leer en el comunicado. “No caben discursos que socaven los derechos humanos de las personas que componen nuestra comunidad”.

Aparentemente envalentonados por la falta de acción de la Universidad, los activistas trans han estado acosando a estudiantes lesbianas y feministas con la finalidad de intimidarlas. Las mujeres críticas de género en el campus que han tratado de organizar protestas formales contra la toma del baño han sufrido acoso.

“Han comenzado una caza de brujas contra feministas lesbianas que pertenecen a organizaciones estudiantiles”, dijo la fuente de la Universidad a Reduxx. “Las estudiantes que se oponen al activismo trans están siendo particularmente acosadas.”

“Nos siguen a los baños, esperando encontrarnos in flagrante haciendo pintadas”, dice la fuente anónima. “Nos quieren silenciar, es una quema de brujas”.

La representante de Women’s Declaration International México, Laura Lecuona, expresó su indignación por lo que ha sucedido en el campus de la UNAM.

“La UNAM, y en particular la Facultad de Filosofía y Letras, lleva años siendo caldo de cultivo de las políticas transgeneristas”, dice Lecuona a Reduxx. “En los últimos meses la violencia de diferentes grupos antimujeres ha aumentado. Tienen impunidad, con la activa y pasiva complicidad de las autoridades [universitarias]”.

Lecuona dice que la Universidad ha estado imponiendo activamente la ideología de género a los estudiantes, y que ha habido múltiples ejemplos de activistas trans en el campus forzando la mano de la administración bajo amenaza de disturbios. Lecuona explica que a principios de este año, activistas trans en el campus exigieron que se eliminara de los sistemas de la Universidad un video que explicaba la diferencia entre sexo y género.

“Parece que las autoridades están aterradas”, dice Lecuona. “Dejan muy claro a quién quieren proteger. Una y otra vez, [la UNAM] ha demostrado que sus campus y facultades no son espacios seguros para las mujeres”.

Lecuona alude al comunicado emitido por la Universidad, y afirma que mientras la administración se pliega a las demandas de los activistas trans, feministas y lesbianas en el campus de la UNAM han venido mostrando una tremenda determinación ante la condena institucional.

“Ante la mirada pasiva de quiénes tendrían que garantizar nuestras libertades, se atacan nuestros cuerpos y se atacan nuestras palabras. Si las autoridades tienen miedo, las feministas no lo tendremos”.

El activismo trans está estrechamente relacionado con el activismo a favor del comercio sexual en México. En julio, un político transgénero interrumpió agresivamente (aquí en español) una conferencia del gobierno destinada a abordar la trata de personas, al sentirse ofendido por las implicaciones que las políticas abolicionistas tendrían sobre los “trabajadores sexuales” trans.

María Clemente, un político transidentificado y miembro de la Cámara de Diputados de México desde el año pasado, calificó la sugerencia de que se aboliera el comercio sexual para la protección de mujeres y niños como “discurso de odio”. Clemente dijo a sus detractores: “¡Soy una mujer y soy una puta! ¡Es mi trabajo y cómo come mi familia! ¡Me encanta!”

La violencia sexual contra las mujeres en México se considera una de las más altas del mundo, y la tasa de feminicidios del país continúa aumentando aunque la tasa general de homicidios disminuye. El 85% de las víctimas de la trata de personas en el país son mujeres, y las mujeres y las niñas están sobrerrepresentadas en todas las formas del delito, incluido el tráfico de órganos, la prostitución forzada y la explotación laboral.


Reduxx es una nueva plataforma en pro de los derechos de la mujer y de los menores de edad con noticias y artículos. Somos 100% independientes! Colabora con nuestro proyecto uniéndote a nuestro Patreon

Nuria Muíña García
Nuria Muíña García
Nuria is a news contributor and the head of Spanish translation for Reduxx. Nuria is a passionate advocate for the rights of women and girls, and seeks to connect feminists across borders. A Spanish native, Nuria currently lives in Switzerland.
READ MORE